Temporada Episodios Críticos 2019
Felipe Candia Araya, Ingeniero Forestal, Ingeniero Civil Industrial, M.Sc. - 14-03-2019

Empieza marzo y retomamos la misma discusión. Era que no. Con el otoño golpeando la puerta, la temporada “Episodios Críticos 2019” está lista para ser lanzada. Nuevos compromisos, diversidad de medidas, recetas inéditas y mesas de trabajo non-stop son parte de la colección que esta temporada “le trae”.

Es cierto. Aunque duela, la solución a un problema tan grave como respirar humo no tiene respuesta definitiva en el corto plazo. Tampoco en el mediano, si me disculpa el exceso de sinceridad. En lo que parece haber consenso es en la solución de largo plazo: Tender a una ciudad full-electric mediante generación ERNC, lo que implicaría reemplazar turbinas diésel en, al menos, el subsistema Aysén (corresponde a la interconexión eléctrica que alimenta a las dos principales ciudades de la región).

Entonces ¿Qué hacemos en el corto plazo? Primero dejar de pelear contra la leña. El problema no es la leña, es su contenido de humedad. La venta de leña representa una fuente de ingresos complementaria para un sector del campesinado que vive de la pequeña ganadería. Sacarla del mercado podría traer efectos indeseados en términos sociales (la disminución de ingresos de muchas familias, varias de ellas vulnerables), y ambientales (si un bosque deja de ser productivo su dueño tendría escasos estímulos para conservarlo). Aun cuando a estas alturas reivindicar la leña puede sonar políticamente incorrecto, creo que ésta puede ser parte de la solución en el corto y largo plazo...Sí, de la solución. 

Lo más “simple” para disminuir los niveles de contaminación atmosférica en el corto plazo es contar con stock de leña seca suficiente para toda o gran parte de la población (en realidad no es tan simple, pero su implementación es más rápida que otras medidas). Revisemos sus costos. La construcción de una planta de secado y acopio de leña con capacidad para 100.000 metros cúbicos por año costaría 1.600 millones de pesos, de acuerdo a la ficha de proyectos que fueron incluidos en el PEDZE Aysén el año 2014. Por otro lado, el PDA MP10 de Coyhaique indica que el consumo anual de leña en la ciudad es de 350.000 metros cúbicos. Ahora supongamos (sólo por esta vez) que las cifras anteriores son correctas, entonces teóricamente se requerirían cuatro galpones para cubrir la demanda de leña o, dicho de otra forma, con 6.400 millones de pesos tendríamos la capacidad instalada para proveer de leña seca a todo Coyhaique. 

¿Qué tal si comparamos el costo de plantas de secado con un subsidio al gas? Para que la población deje de ocupar leña el aporte estatal debería ser equivalente al 100% del costo de reemplazo de leña por gas. Si el aporte es inferior, el subsidio tendría escaso impacto en los sectores de ingresos medios y bajos, y terminaría por incrementar las desigualdades sociales. Para realizar la comparación me apoyaré en una publicación del 2016 suscrita por Alejandra Schueftan y otros, quienes calcularon el costo anual de reemplazar el consumo de leña por gas para los grupos socioeconómicos C2, C3, D y E en Valdivia. El promedio de los costos calculados en la mencionada publicación es 1.222.470 pesos por hogar. Si se buscara favorecer con un subsidio al 60% de los 20.000 hogares que posee Coyhaique, implicaría que el Estado debería desembolsar algo así como 14.700 millones de pesos al año por este concepto, casi un tercio del presupuesto del Gobierno Regional. Lo anterior, sin considerar que lo más probable es que el reemplazo de leña por gas en Coyhaique sea más costoso que en Valdivia.

Tal como se mencionó antes, la leña tiene una componente social y ambiental difícil de omitir. Entonces ¿Cómo podríamos ser coherentes con las aspiraciones de largo plazo manteniendo su uso, pero sin aportar a la contaminación del aire coyhaiquino? Una buena alternativa es generar electricidad para el subsistema Aysén a partir de biomasa forestal, en una planta ubicada donde la ventilación no sea un problema. Esto tendría varias virtudes, pero sólo mencionaré algunas. Primero que todo es una oportunidad para dinamizar el sector forestal regional (bastante alicaído, dicho sea de paso). Por otra parte, sería coherente con la Política Forestal Nacional 2015 – 2035 (que busca una mayor participación del sector forestal en la generación eléctrica primaria), con la Política Energética 2050, con la Política Energética de Aysén y con la Ruta Energética 2018-2022. Adicionalmente, los costos de inversión de una central a biomasa por kW instalado son inferiores a los de una central hidráulica de pasada, además de poseer un alto factor de planta (este número mide la capacidad de generación eléctrica respecto a su potencia nominal. Para el caso de tecnología eólica presente en Aysén, el FP real ha alcanzado máximos de 0,4, mientras que el valor teórico del FP para centrales a biomasa forestal es de 0,85). Asimismo, le otorgaría valor al bosque nativo en terrenos privados y permitiría darles un buen uso a las plantaciones de especies exóticas presentes en la región.

Por todo lo mencionado anteriormente, considero que la provisión de leña seca debe ser parte de la solución de corto plazo, como la construcción de una central eléctrica a biomasa forestal debe serlo para el largo plazo. Ésta es una fuente renovable y en el mundo desarrollado está lejos de retirarse. Representa la mitad del total de energía renovable que consume Europa y las proyecciones de la UE indican que su utilización seguirá en alza. Al igual que en Europa, en Aysén tampoco es necesario prescindir de ella.

Felipe Candia Araya - M.Sc. Natural Resources Management & Development.

El Divisadero TV
Columna ED | ¿Cuál es el balance a un año de Gobierno?
Ver todos
Noticias Recientes
Carabineros despidió a funcionario fallecido en incendio con responso en la Catedral
Aplicarán encuesta para conocer tendencias de movilidad de los habitantes de Coyhaique
Fiscalía de Chile Chico investiga caso de abuso sexual denunciado por mujer mayor de edad
Carabineros rescata cisne de cuello negro en lago General Carrera
Portada
Cultura
En Valle Simpson se realizó la primera Feria Expo Mujer Rural
Panoramas
Día del ternero en La Junta