El verdadero estallido social
Orlando Baesler Heger, Arquitecto - 24-11-2021

 

Cuando el sentido común, las buenas costumbres y la razón son vulnerados al máximo, imponiéndoles una presión insostenible, en forma inevitable la ciudadanía en general se vuelca a las urnas a manifestar su desacuerdo y sus deseos de continuar con sus vidas, con dificultades y muchas veces injusticias, pero en paz y con la tranquilidad que, con esfuerzo, coraje y mucho sacrificio podrán mejorar sus condiciones de vida y por ende, las de su entorno familiar.

La continuidad del desorden, del pillaje de los crímenes sin culpables, del terrorismo y del narcotráfico detonó finalmente en los espíritus de aquella “gran mayoría silenciosa” que acata las reglas, respeta las leyes e incluso, muchas veces acepta situaciones humillantes e injustas porque detesta la violencia y cualquier intento de destruir un orden establecido que, mal que mal, le ha permitido educar a sus hijos, disfrutar de la tecnología y tener un relativo “bien pasar”.

Las promesas de tiempos mejores bajo una administración de izquierda, auspiciada y vigilada de cerca por los comunistas simplemente no logró convencer a una comunidad que ha tenido una experiencia similar en los años setenta en Chile y que a través de los medios de comunicación puede constatar a diario los atropellos, las injusticias las faltas de libertad y las violaciones a los derechos humanos que se cometen permanentemente bajo administraciones de izquierda como las de Ortega en Nicaragua, Maduro en Venezuela y la dinastía Castro en Cuba.

El pueblo chileno ha evolucionado socialmente y no acepta los desmanes, las barricadas de los encapuchados, los saqueos y la permanente 

inseguridad pública y privada ya que esta política de las cavernas solo puede conducirnos a la perdida de todos los avances que hemos obtenido con el trabajo de muchas generaciones de chilenos que han sabido mantener un camino de progreso y realizaciones pensando solamente en el bienestar de sus compatriotas y alejados diametralmente de añejas doctrinas populistas que hoy contamina a generaciones que han sido adoctrinadas desde la cuna por quienes siempre han querido apoderarse del trabajo ajeno y esclavizar a sus semejantes bajo el yugo de gobiernos estatistas y dictatoriales.

Chile se manifestó en forma clara y categórica en esta primera vuelta presidencial y volverá a hacerlo con mayor vigor y firmeza en la segunda vuelta ya que la voz de los “ciudadanos silentes” será categórica entregando a la opción libertaria un gigantesco apoyo que será un verdadero ejemplo  para aquellos países de nuestro continente que continúan apresados en las garras de un comunismo intransigente que se resiste a comprender las doctrinas del  pasado no tienen cabida en el presente y por supuesto, jamás serán acogidas en el futuro.

El domingo pasado Chile le mostró al mundo lo que se podría denominar en propiedad como “el verdadero estallido social”.

El Divisadero TV
UAysen al día · noviembre 2021
Ver todos
Noticias Recientes
Universidades de la región organizan ciclo de conversatorios previo a la segunda vuelta presidencial
Festival de Teatro Patagonia en Escena abre espacios en Coyhaique
Firman convenio para desarrollar trabajo conjunto en materias de cambio climático
Comandos de Boric y Kast se despliegan para la segunda vuelta presidencial
Portada
Cultura
Colegio de Arquitectos lanza concurso de nanometrajes
Panoramas
7º Festival de la Morilla en Villa Ortega